Mundo_Cuervo-webSVG_Gold.svg
ESP / ENG
¿Cómo se hace el tequila? Hornos de cocción
Mundo Cuervo
Mundo Cuervo

Indiscutiblemente, si has tenido la oportunidad de mirar cómo se elabora el Tequila en la Destilería La Rojeña de Jose Cuervo®, encontrarás este proceso fascinante. Como sabrás, la producción empieza con el cultivo y la jima del agave azul, se continua con el picado de la planta en grandes trozos para llegar al punto donde la magia ocurre; el horneado.

Desde épocas ancestrales, la cocción de la piña o corazón de agave ha sido un secreto celosamente guardado, que hoy Mundo Cuervo® revelará para ti. Para empezar, es necesario recordar el origen de esta exquisita bebida. Según el mito, ésta se originó cuando un grupo de indígenas se refugiaban en una cueva de una fuerte tormenta. Junto a ellos, yacía un enorme yacimiento de plantas de Maguey, los cuales, al ser impactados por un rayo, transformaron su dulce jugo en un aguamiel que con el tiempo tomaría el nombre de Tequila. En ese momento quizá no parecía relevante el hecho de que un rayo golpease un grupo de magueyes; sin embargo, gracias a ello ha sido posible continuar elaborando esta bebida llena de tradición.

Aunque, evidentemente, ya no se utilizan rayos para cocinar el agave, sí se emplea la técnica que supuestamente enseñaron los dioses mexicas a los antiguos indígenas.

¿Cómo se cocina el agave en Mundo cuervo®?

 

A pesar de que no se pueden revelar todos los secretos detrás de la elaboración del Tequila Jose Cuervo®, es posible compartir los pasos para realizar la cocción de esta planta. Como se ha mencionado al inicio del artículo, lo primero es el proceso de cultivo y jima. Este se puede decir que es el más importante para elaborar un buen tequila. Seguramente ya habrás escuchado que la zona que rodea el Pueblo Mágico de Tequila es el único lugar del mundo donde puede cosecharse la especie de agave necesaria para elaborar este elixir de dioses. Esta denominación de origen es dada por muchos factores, entre los cuales se puede nombrar el clima y las propiedades del suelo. Dicho en otras palabras, si se cosechará el agave azul en cualquier otro lugar de México o el mundo y se siguieran los mismos pasos de elaboración de tequila, se crearía únicamente un licor de agave. Y, éste no sabría ni por casualidad parecido a la exquisita bebida 100% mexicana.

Entonces, una vez que se tiene un agave perfectamente bien cultivado es momento de realizar el proceso de jima; el cuál, no es otra cosa más que cosechar el corazón de la planta. Para ello, los jimadores utilizan herramientas especiales para quitar todas las pencas al maguey. Una vez que quede sólo la piña, ésta es corta en trozos grandes y dispuesta para ir al horno.

¡Ahora sí, comienza la magia!

 

Los trozos de piña de maguey entran en unos hornos a una alta temperatura, aproximadamente 105°C. Este proceso, así como los rayos de antaño, ablandan el maguey y lo vuelven dulce como la miel. Lo que si cabe mencionar es que esta magia no es rápida, pues se requieren cerca de 18 horas para dejar el corazón del agave listo para la siguiente etapa, la molienda.

En publicaciones futuras se hablarán sobre cada uno de los pasos para producir el tequila. Ahora que, si estás interesado en conocer más a fondo este proceso, tienes que visitar la Destilería la Rojeña de Jose Cuervo®. Ahí aprenderás todos los secretos detrás de la fabricación de esta mística y deliciosa bebida.

Además, si te decides a vivir la experiencia de Jose Cuervo Express®, regresarás un poco en el tiempo y revivirás el apogeo los viajes en tren con un servicio excepcional.

En pocas palabras, si vas de visita por tequila, deja que Mundo Cuervo® te enseñe la tradición agavera.